¿Será Net Neutrality el inicio de una nueva era igualitaria de accesos a Internet o una disputa legal en el mundo de los negocios?

netneutrality pivot magazine

¿Te imaginas navegar por el Internet y tener la libertad de acceder a todos los contenidos cibernéticos sin ningún tipo de prohibición?

Este principio básico prohíbe a las grandes empresas estadounidenses que controlan el mercado digital acelerar, disminuir y bloquear cualquier contenido que quieras ver en la red. En el 2015, millones de activistas presionaron a la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) en EU para liberar la información y compartirla sin ninguna interferencia.

Sin embargo, recientemente la FCC sostuvo que los Proveedores de Servicio de Internet (ISP) no invierten en infraestructura crítica debido a que el marco regulador es demasiado restrictivo y les impide sacar mejor rendimiento a sus inversiones y desalienta la innovación. Esto podría traer como consecuencia si se llega a restringir ese libertad que los portadores de conectividad impongan arbitrariamente a sus abonados cuotas adicionales si estos quieren acceso a ciertas páginas de internet que utilizan grandes cantidades de datos, como el popular servicio de streaming de películas y series Netflix.

Net Neutrality o Neutralidad de la red, se define como “el principio por el cual los proveedores de servicios de internet y los gobiernos que regulan Internet deberían tratar a todo tráfico de datos que transita por la red por igual, sin discriminarlo o cobrar al usuario de manera diferente según el contenido, página web, plataforma, aplicación, tipo de equipamiento utilizado para el acceso o modo de comunicación”.

En una disyuntiva con el presidente Donald Trump, quien pretende desmantelar el legado de Obama en su anteriores gestiones, y en su afán ultraliberalizador quiere acabar con una gran ventaja con la que nació el Internet que es la neutralidad de la red y no pudiendo los operadores dar un trato preferente a los usuarios pretenden acelerar el tráfico de las empresas que puedan pagarlo. Pero no solamente el continente americano se verá  afectado, aún y a pesar de que la Unión Europa que tiene asegurado que el tráfico de Internet sea equitativo llevándolo a la creación del Mercado Único Digital, EU puede afectarlo ya que una parte de su tráfico pasa por ellos, uno de sus temas denominado tasa cero incluye el uso de aplicaciones desde Facebook y otras más. Todo esto traería como consecuencia una enorme desigualdad digital global.

El impacto que puede causar es muy grande, una vez que las compañías impongan sus condiciones bloqueando el uso de ciertas páginas por la enorme cantidad de datos que consumen, será más difícil competir en el ramo empresarial, las comunidades que cuentan con escaza conexión a Internet tendrán menos probabilidades de obtener oportunidades educativas y económicas, lo cual lleva de alguna manera a tener una pelea contra el sistema al ser discriminados sólo por el hecho de no pertenecer a un nicho económico más alto.

Las cinco empresas mejor valuadas de Estados Unidos —Amazon, Apple, Facebook, Google y Microsoft— controlan la mayor parte de la infraestructura en línea, desde las tiendas de aplicaciones y los sistemas operativos hasta el almacenamiento en la nube y casi todo el negocio de la publicidad en línea. Más un puñado de empresas de banda ancha como AT&T, Charter, Comcast y Verizon, varias de las cuales también están buscando convertirse en empresas proveedoras de contenidos  suministran casi todas las conexiones a internet de los hogares y los teléfonos inteligentes de Estados Unidos.

A pesar del negro panorama muchas de estas empresas no están de acuerdo con la aplicación de estas reglas cibernéticas que pretende el Congreso de Estados Unidos imponer mediante una votación que se llevará a cabo a mediados del mes de Diciembre, y siendo esto una de las iniciativas del actual mandatario estadounidense, las protestas en dicho país no se han hecho esperar. El jefe de la FCC, Ajit Pai, marca el último giro en una disputa política en la que ambos lados claman representar un internet “gratuito y abierto” y los defensores de los consumidores argumentan que la anulación vulnera la libertad de elección online.

La Neutralidad de la Red vino a revolucionar la dinámica del Internet, convirtiéndolo en un medio que trae consigo una ilimitada información y a la par es cómplice de las innovaciones tecnológicas que día a día van cambiando la dinámica social. Somos una generación dependiente de más de  un aparato que necesita Internet y vivimos en un mundo globalizado que de alguna manera nos lleva a estar en todos lados con sólo un click. ¿Será el fin de Internet tal como lo conocemos o sólo el inicio de una batalla legal por parte de las empresas?



There are no comments

Add yours